Pura Besakih, Templo Madre

Indonesia

 

Un monte sagrado en Bali

Cerca del extremo oriental de la isla de Bali (Indonesia), se encuentra un monte mítico, sagrado para los locales, llamado Gunung Agung. Ésta es la montaña más alta de toda la isla, con 3.140 metros sobre el nivel del mar, y, según el folclore local, se trata del ombligo del mundo.

Las montañas ocupan un lugar especial en la cosmología balinesa, y no hay ninguna tan sagrada como la Gunung Agung. Cuenta la leyenda que en realidad se trata de la cúspide del sagrado Monte Meru, que fue traída por el dios Paramasiwa de la India cuando se introdujo el hinduismo en Bali. Aquí es donde se encuentra el Templo Madre de los hindúes de la isla, un lugar milenario de culto y devoción llamado Pura Besakih.

 

El Templo Madre

Pura Besakih se encuentra en la ladera meridional del Monte Agung, a una altitud de unos mil metros sobre el nivel del mar. Éste fue en un tiempo el santuario real de algunas importantes dinastías, pero hoy en día es el templo madre de toda la isla de Bali, y es, sin duda, el complejo de templos más importante de la isla.

A pesar de que Pura Besakih tiene unos orígenes muy remotos, las estructuras actuales son relativamente nuevas, con pocas que sean anteriores al gran terremoto que sacudió el templo en 1917. Sin embargo, y a pesar de las renovaciones y restauraciones que se han llevado a cabo a lo largo de los siglos, Pura Besakih mantiene aún hoy su carácter arcaico. Hay quien dice que el templo se encuentra situado sobre un lugar sagrado prehistórico, y que este espacio de culto se remonta al pasado remoto de la isla, anterior a la introducción del budismo y el hinduismo.

 

Los santuarios principales

El complejo de Pura Besakih está compuesto por más de veinte santuarios y templos, además de decenas de pabellones, estatuas y patios que se extienden vastamente por la ladera de la montaña. El más importante de los templos es el Pura Penataran Agung, cuya arquitectura representa la cosmología hinduista local. En él se representan las siete capas del universo en forma de terrazas superpuestas, cada una de las cuales cuenta con su propio templete.

También hay cuatro templos que reflejan las cuatro formas de dios en los puntos cardinales, y en el santuario Pura Batu Madeg se encuentra la Batu  Ngadeg, que significa literalmente “la piedra de pie”, que es el punto donde se supone que Visnú desciende al mundo terrenal.

 

El foco de fe

El centro simbólico del complejo de Pura Besakih es el trono de loto, o padmasana, localizado en el santuario principal de Pura Penataran Agung, que data de los siglos XVII y XVIII.

El trono es visitado por decenas de miles de devotos balineses cada año durante las principales festividades religiosas, y es el centro de las oraciones y la devoción balinesa. Se trata de un trono de tres asientos dedicado al dios-cabeza Ida Sanghyang Widhi Wasa, la manifestación de la trinidad hinduista de Shiva (el destructor), Brahmá (el creador) y Visnú (el preservador).

 

Un poco de historia

La evidencia encontrada en el santuario de Pura Batu Madeg, con su piedra de pie, indica que el área de Pura Besakih ya se consideraba un lugar sagrado en tiempos ancestrales. En el siglo VIII, un monje indio tuvo una revelación en la que se le indicó que construyera casas para su gente en la montaña. Al concluir, el lugar se llamó Basuki, en relación con el dios-dragón que se pensaba que habitaba el monte Gunung Agung, y cuyo nombre era Naga Besukian. Con el paso de los siglos, Basuki acabó derivando en  Besakih, el actual nombre del complejo.

En el siglo XX, la isla de Bali sufrió numerosas catástrofes naturales, entre ellas, un fuerte terremoto en 1917, que asoló en gran parte los templos de Besakih. En el año 1963, el complejo volvió a correr grave peligro, ya que el volcán de Gunung Anung tuvo una serie de erupciones que pareciera iban a acabar con todos los templos del complejo. Sin embargo – y, según la leyenda local, gracias a los dioses – el complejo consiguió salir ileso del peligro, lo cual los balineses consideraron como un hecho milagroso.

 

Cuándo ir

El mejor momento para ver Pura Besakih en todo su esplendor es durante alguno de sus numerosos y frecuentes festivales, cuando miles de feligreses vestidos con sus mejores galas ascienden al templo con sus bellas ofrendas. Hay más de setenta celebraciones religiosas celebradas en Pura Besakih al año, además, cada santuario tiene su propio aniversario, y también se celebran aquí las festividades basadas en el calendario hindú balinés de 210 días.

En la isla de Bali, la religión mayoritaria es el hinduismo, y éste será un lugar interesantísimo para profundizar en nuestro conocimiento de la cultura y espiritualidad balinesas. Sin embargo, hay que tener varias cosas en cuenta: a los turistas no les está permitido entrar en el interior de los templos si no es para rezar o hacer ofrendas, y la mayoría de estos santuarios suelen estar cerrados a no ser que haya alguna ceremonia llevándose a cabo. A pesar de esto, se puede ver muchísimo con sólo asomarse a la puerta y echar un ojo por encima de los muros.

 

Cómo hacerlo

Lo mejor para visitar Pura Besakih sin grandes aglomeraciones es hacerlo a primera hora de la mañana o a última de la tarde, que son los momentos más tranquilos del complejo. Tanto hombres como mujeres deben ir con las piernas cubiertas por debajo de las rodillas con un sarong, y llevar un sash alrededor de la cintura, una especie de cinturón de tela. Es buena idea llevarlos contigo siempre, pues esto ocurre en todos los templos balineses. Los puedes comprar en casi cualquier sitio en Bali, y también puedes alquilarlo en el puesto de venta de entradas.

En el recinto y alrededores, hay numerosos guías oficiales, que serán fácilmente identificables por su uniforme, y también hay muchos guías no oficiales. Es importante saber que no es obligatorio entrar en el complejo acompañados por un guía, y que los lugares de acceso restringido son los mismos con o sin guía, aunque te intenten convencer de lo contrario.

 

¿Te gustaría conocer el Templo Madre de Bali, descubrir cómo es el hinduismo local, y qué mitos y leyendas rodean al magnífico complejo de templos de Pura Besakih? 

No lo dudes: ponte en contacto con nosotros, indícanos la fecha de salida de tu viaje deseado, cuánto tiempo quieres viajar y los servicios que requieres, y  pídenos un presupuesto: uno de nuestros expertos lo elaborará exclusivamente para ti. 

 

Viajes a medida a Indonesia
Australia y la isla de Bali >

Conoce las ciudades y los impactantes paisajes australianos -Sidney, Ayers Rock, Watarrka, Port Douglas, Kakadu-, y termina el viaje en el amable Bali, con unos días en Ubud, para disfrutar de su naturaleza y de sus playas. Traslados interiores en avión y en coche de alquiler.

20 días / pedir presupuesto
Pinceladas de Bali >

Un gran viaje no pide mucho tiempo. Doce días bastarán para conocer Bali y disfrutar de sus playas, de sus templos y de los magníficos paisajes de su interior. Y para dar un salto a la isla de Java para visitar Jogjakarta.

12 días / pedir presupuesto
Bali y Jogyakarta >

Un viaje que te lleva a dos islas indonesias verdes y cálidas, con hermosas playas: Bali, hinduista y serena, y Jogyakarta, con espectaculares templos budistas.

 

 

15 días / pedir presupuesto
Birmania y Bali >

Descubrir Birmania -Yangón, Bagán, Mandalay y el lago Inle- y Kuala Lumpur y terminar con unos días de descanso en Bali es lo que ofrece este viaje variado y lleno de sorpresas. Traslados interiores en avión y guía privado.

 

17 días / pedir presupuesto
Islas, gentes y playas de Indonesia >

Indonesia es mucho más que su capital y la isla de Bali. Por ello hemos pensado en un viaje por otros caminos, llenos de sorpresas. Visitar el País Toraja, inmerso todavía en sus antiguas tradiciones, gozar de la naturaleza en la isla de Borneo y descansar a orillas del mar en las playas del archipiélago de Karimunjawa hará del viaje a Indonesia una experiencia inolvidable. 

16 días / pedir presupuesto
Japón y Bali >

Las dos ciudades más características de Japón - Tokio y Kioto- sirven de entrada a este viaje que termina con unos días de descanso en las playas de Bali. Traslados en avión y en tren.

 

16 días / pedir presupuesto
Norte de Tailandia y la isla de Bali >

Dos semanas para descubrir Tailandia, uno de los milagros económicos de Asia y dejarse sorprender por sus paisajes, tradiciones y por la amabilidad de sus gentes. Y también para terminar enla isla de Bali disfrutando de su naturaleza y sus playas.

 

15 días / pedir presupuesto
Papúa. Etnias, naturaleza y paraísos perdidos >

SALIDA OCTUBRE DE 2018. VIAJE EN GRUPO.  

Viajar a Papúa es asomarse a la prehistoria: una naturaleza espectacular, comunidades humanas alejadas de la civilización y un mar plagado de islas como si se estuvieran formando aún los continentes. Como siempre, nuestra expedición estará conducida por un buen conocedor del lugar y de sus gentes.

15 días / pedir presupuesto
Indonesia: Java, Borneo y Komodo >

SALIDA 22 DE DICIEMBRE DE 2019. VIAJE EN GRUPO. En este viaje, descubriremos algunas de las islas más impresionantes de Indonesia. En Borneo, nos encontraremos cara a cara con graciosos orangutanes. En Java, descubriremos la magia de los templos budistas de Borobudur y los hinduistas de Prambanan, en tanto que en Komodo nos dejaremos llevar por los paisajes paradisíacos acompañados por dinosaurios.

11 días / desde 4.350.00 €
Cómo hacer un viaje a medida
+

Todos nuestros viajes son a medida y están pensados para viajar con la máxima libertad. Son viajes individuales, que puedes hacer en pareja, en familia o con un pequeño grupo que organices.
Te proponemos una colección de viajes para que tu elijas uno y lo adaptes a tus deseos. Puedes modificar a tu elección la duración total, el tiempo que quieres estar en cada lugar del itinerario, el medio de transporte, el tipo de hotel... Tú lo decides todo.

Si tienes un proyecto de viaje diferente y no encuentras en nuestro catálogo nada que te encaje, consúltanos y lo organizaremos para ti. Pídenos un presupuesto con total libertad.