Brasil y sus playas

Te gustará

Pasear por Olinda, de coloridas casas coloniales.

Flotar en una balsa en las piscinas naturales de Porto dos Galinhas.

Oir música en Salvador de Bahía, una ciudad colonial de fuertes raíces africanas.

Tumbarte bajo los cocoteros de la Praia do Forte.

Día 1º. Salida de Madrid con escala en Lisboa y destino a Recife. A la llegada, traslado por carretera a Olinda.
La pequeña ciudad de Olinda, a tan sólo 6 Km de Recife, convertida en Patrimonio de la Humanidad, es una joya por ese gusto por el detalle y por la cuidada sensibilidad que los brasileños heredaron de los portugueses. Las casas, sus adornos, los colores crean un conjunto que mantiene viva la atmósfera romántica de otros tiempos y esa alegría que tanto marca a todo lo brasileño. Una visita guiada por la ciudad, recorriéndola a pie para acercarse a todos sus rincones servirá, por la tarde, para conocer lo principal y para situarse. Noche en Olinda.



Día 2º. Olinda. Día libre en la ciudad. Alojamiento.



Día 3º. De nuevo en la carretera, el camino tomará la dirección a Porto das Galinhas, pequeño puerto pesquero situado a 70 Km al sur de Recife.
El lugar cuenta con unas playas bordeadas de palmeras y manglares. La de Porto das Galinhas, es la playa más famosa y más frecuentada del litoral pernambucano, a unos 3 Km de la ciudad de Porto das Galinhas. El nombre del puerto, das galinhas (gallinas), viene por que era el término con el que se designaba a los esclavos africanos que, aún después de la abolición de la esclavitud, continuaron llegando a estas costas. 
Las aguas límpidas y serenas de la playa, en la que abundan los cocoteros, están protegidas por bancos de corales. Se puede dar un paseo en balsa por las piscinas naturales formadas por los arrecifes. Alojamiento en el hotel de playa.



Días 4º al 6º. Días libres para disfrutar del hotel de playa o realizar excursiones por los alrededores. Alojamiento.



Día 7º. Temprano, por carretera, traslado de regreso a Recife, donde habrá que tomar un vuelo que conduce a Salvador de Bahía.
Salvador de Bahía tiene una atmósfera especial y es la más mítica de las ciudades de Brasil. Su población de origen africano le ha dado ese sabor y ese color inconfundibles que reflejan un mundo vivo y expresivo, a la vez que lleno de misterios. Es sin duda, una de las ciudades más fascinantes de Brasil, no sólo por su pasado colonial, sino por sus preciosas playas y pueblos aledaños, donde el tiempo parece que se ha detenido.  En Bahia se conservan, más que en cualquier otro lugar, las tradiciones religiosas africanas y se produce esa mezcla con la cultura colonial cuyo resultado es un barroco brillante y sensual hasta el extremo. Noche en Bahía.



Días 8º y 9º. Estancia en Salvador de Bahia.
Por la mañana se hará una visita guiada al centro histórico de Bahía. La ciudad está dividida es dos partes: Ciudad Alta y Ciudad Baja, ambas comunicadas por el tranvía Plano Inclinado, el Elevador Lacerda y algunos caminos abruptos llamados ladeiras. En la Ciudad Alta, se encuentra el centro histórico y los edificios más importantes, así como el barrio de Pelourinho, Terrero de Jesús y Anchieta, zonas que resaltan por sus numerosas iglesias, calles empedradas y casonas de los siglos XVI y XVII.
En la Ciudad Baja, junto al mar, se encuentra el Mercado Modelo, ideal para realizar compras de artesanías y productos del país. Desde aquí, se puede también tomar un barco para visitar la isla de Itaparica, situada en frente, en la misma boca de la bahía. Resto del día libre.



Día 10º. Dejando atrás Bahia, por carretera, se llegará a Praia do Forte, a unos 85 km de distancia. El lugar, junto al mar, es otro de esos espacios privilegiados que Brasil conserva y lo hacen único. Una playa magnífica, cerca de una reserva de tortugas, dará ocasión de disfrutar del mar y la arena. Noche en Praia do Forte.



Día 11º. Estancia en Praia do Forte. Tiempo libre para disfrutar del hotel. Alojamiento.



Día 12º. La mayor parte del día podrá dedicarse aún a Praia do Forte. Pero el viaje está a punto de terminar. Por la noche, será cuestión de emprender el regreso. Habrá que ir a Salvador y desde su aeropuerto volar a Lisboa, para llegar a Madrid el día 13º a primera hora de la mañana.

Cómo hacer un viaje a medida
+

Todos nuestros viajes son a medida y están pensados para viajar con la máxima libertad. Son viajes individuales, que puedes hacer en pareja, en familia o con un pequeño grupo que organices.
Te proponemos una colección de viajes para que tu elijas uno y lo adaptes a tus deseos. Puedes modificar a tu elección la duración total, el tiempo que quieres estar en cada lugar del itinerario, el medio de transporte, el tipo de hotel... Tú lo decides todo.

Si tienes un proyecto de viaje diferente y no encuentras en nuestro catálogo nada que te encaje, consúltanos y lo organizaremos para ti. Pídenos un presupuesto con total libertad.