París, capital del siglo XIX

La multitud era el velo tras el cual la ciudad íntima, como una fantasmagoría, hacía señas al flâneur.

Otros títulos de interés